De un día histórico y la número 22…

Seven Readers!!

Cuando ustedes lean estas líneas, habrá comenzado uno de los días más importantes en la historia de la humanidad. Estaremos viviendo un momento sin precedentes y creo que somos afortunados de poder observarlo. 
Lo que suceda mañana en la Unión Americana tendrá repercusiones mundiales. Y el probable triunfo de Barack Obama, abre puertas de esperanza no solamente para nuestros vecinos del norte sino para el mundo entero. Obama representa el ascenso de lo posible; la posibilidad de lo increíble, y quizá, si, la consecución final  del sueño americano, de la llamada tierra de la oportunidad y de la libertad.  
En 1955 Rosa Parks, de 42 años, abordó un camión urbano en Montgomery Alabama, se sentó. Un hombre blanco llegó y le exigió que le diera su asiento. Por increíble que parezca, la ley de aquel lugar decía que si un blanco no tenía en donde sentarse, podía exigir a cualquier persona de color más cercana que se pusiera de pie y le diese su lugar. Esa tarde el hombre le exigió a la Sra. Parks que así lo hiciera. Ella se negó. El chofer detuvo el autobús y se armó un escándalo. Llegó la policía y fue arrestada teniendo que pagar una multa de 13 dólares ante la indignación de una buena parte de la sociedad de los Estados Unidos. Muchos dicen que el episodio de Rosa Parks fue el detonante de la lucha por los derechos civiles de los negros.
A poco más de medio siglo, hoy esa lucha va a tener su momento culminante. Y eso se debe en gran medida a la enorme capacidad de reinvención que tiene la sociedad norteamericana. Quizá lo que hace diferente a Barack Hussein Obama, no es su ideario político, ni su segundo nombre. Denisse Dresser, citando Mark Danner, decía que el principal radicalismo de Obama reside en su cara. 
Escribía ayer la Dra. Dresser:

El siguiente inquilino de la Casa Blanca será un mensajero del cambio que lo lleva a la presidencia y del cambio que piensa empujar desde allí. Encarnará la posibilidad de franquear la distancia entre el mundo como es y el mundo como debería ser. Reflejará un radicalismo no sólo de color sino de surgimiento; de las condiciones que propician el ascenso increíble de un hombre improbable, en un país que se reconoce distinto.

Y Obama pertenece a ese país diferente. A ese país lleno de contradicciones, admirado y odiado a la vez. A ese país que nos ha dado cosas tan maravillosas como su cine, su música, sus escritories; y que también ha generado muerte y destrucción a lo largo y ancho del planeta. 
Y así como George Bush representa a lo peor de los Estados Unidos, Obama representa a lo mejor del mismo. Bush es exclusión, aislacionismo, belicismo. Obama es sinónimo de diversidad, integración y paz. Bush es un hijo de la Guerra Fría y sus radicalismos, mientras que Obama es la puerta de entrada de una generación nueva; una que ha crecido en un mundo diverso, globalizado y en el que las barreras culturales han comenzado a romperse, muy a pesar del conservadurismo que aún se puede respirar en muchas de las regiones de nuestro planeta. 

Lo que suceda mañana dependerá en gran medida del individuo norteamericano y de lo que haga en la soledad de la urna. Ahí se verá si es capaz de imaginar a un individuo tan diferente como Obama en la Casa Blanca. Será, en ese momento íntimo y que probable dure solo unos segundos, cuando veremos si muchos norteamericanos son capaces de vencer a sus fantasmas históricos. Y es muy probable que no estén tengan la suficiente conciencia para entender que en ese momento, el mundo entero les estará mirando con ojos llenos de esperanza. Yes You Can, les hemos dicho algunos, pero finalmente la decisión les corresponderá a ellos. Tienen en sus manos la posibilidad de girar con el planeta entero o de hacerlo por su propio camino, con las consecuencias que ello representa. 
Vuelvo con la Dra. Dresser:

Como él mismo lo ha reconocido, no será un presidente perfecto y se enfrentará a obstáculos muy grandes. Tiene una visión activista del gobierno en un momento en el que la situación fiscal de Estados Unidos ha deteriorado dramáticamente. Con qué pagará los cambios que promete impulsar? Obama estará al frente de un gobierno dominado por mayorías demócratas que quizás querrán promover una agenda distinta a la suya. Cómo domesticará a los más liberales de su propio partido? Obama ganará la elección, pero la mitad del país lo mirará con desconfianza. Cómo desactivará a la oposición que augura su fracaso? Ante esas preguntas, Obama sin duda respondería que ha llegado el momento de apostarle a la “audacia de la esperanza”. Que ha llegado la hora de comprender que aquello que une a los estadounidenses es más grande que aquello que los separa. Que es posible cambiar la calidad de la política y la vida cívica en nombre de un objetivo común. Que el debate público debe girar en torno a cómo resolver problemas y no sólo ganar argumentos.

Es decir, Obama tiene la posibilidad de demostrar que la política, incluso en el país más importante y poderoso del mundo, puede enarbolar ideales que le reivindiquen como la actividad humana que resuelva los problemas más importantes entre individuos y entre naciones.
Este día vamos a ser testigos de la historia. E independientemente de que muchos analistas consideran que Obama no representará muchos cambios en la particular relación con México, si generará un cambio a nivel global de repercusiones en lo local. 
Hoy puede ser un gran día. Ya veremos.
Number 22.

Only Lonely de Hootie & The Blowfish.
Si hablamos de integración racial y cultural, Hootie & The Blowfish me parece uno de los mejores ejemplos. La extraordinaria voz de barítono de Darius Rucker, afroamericano fanático de clásicos del soul como Ottis Redding, y la elegante guitarra de Mark Bryan, se encontraron por primera vez en la Universidad de Carolina del Sur. Pronto se unieron al bajista Dean Felber y al baterista Brantley Smith (quien luego abandonaría a la banda, dando su lugar al gran Jim Sonenfeld) para formar a la agrupación. 
Quizá muchos conocimos el Crack, Rear & View de 1994, disco que los puso en el firmamento musical con la grandiosa Let Her Cry, pero posteriormente han hecho fantásticos discos, con una música, cálida, relajada y tranquila.
Hace un par de años estaba en la inauguración de la primera tienda de Mix Up en Mérida, emocionado por que, según yo, finalmente tendría acceso al enorme catálogo de música al que antes no se tenía en nuestras raquíticas tiendas del patio. 
Escarbando entre la estantería me encontré con un disco que recogía lo mejor de esta banda, de la que yo guardaba un buen recuerdo. Y ahí estaba esta elegante, bella y bien construida balada.
La voz de Rucker suena perfecta, aderezada con un hermoso piano y un bello arreglo de cuerdas. 
He aquí una versión en vivo de la número 22 de esta lista: Only Lonely de Hootie & The Blowfish.

La mejor línea…

If I could give back your hopes your joys your treasures
Don’t you think that I would change my world
But there’s so many things trying to pull us together
Even though we’re far apart I can still watch you walk ….


Así las cosas hoy martes…
ZAZ !!! largo post…
Salud pues…….

Advertisements

About davidmalborn

Escribo sobre lo que vivo y me gusta. Soy un experto en nada y un aprendiz de todo...
This entry was posted in Política, Top 25 personal, Vida Cotidiana. Bookmark the permalink.

One Response to De un día histórico y la número 22…

  1. marichuy says:

    Ay my Dave, como e dice la KixYo debo ser una reaccionaria, porque no acabo de encontrarle los motivos a tanto desbordado entusiasmo que veo por todas partes.Gracias al cielo ya se va el Halcón Texano, pero la llegada del demócrata Obama ¿significa una verdadera transformación? Cierto que el arribo a la Presidencia de un afroamericano y con nombre musulmán, pá acabarla, sería histórico en un país cuya población en gran medida sigue siendo racista, reaccionaria e integrista. También, que mejoraría sustancialmente la imagen de su país ante la comunidad internacional [algo que les urge, pues salvo Felipe Calderón y algún otro palafrenero como Aznar o el jefe del Estado Israelí, ya nadie rinde pleitesías ante el gobierno estadounidense]. Pero yo me pregunto si tras el inflamado y poético discurso de Obama, plagado de “cambios” y “esperanzas”… hay una verdadera intensión de modificar las cosas más allá de lo cosmético. Si en verdad Obama estaría dispuesto a dar un giro significativo a la política imperialista de la nación estadounidense, política que ha estado controlada por las grandes corporaciones financieras y el Complejo Militar Industrial. Esa política que, con sus ligeros matices, históricamente ha dominado en Estados Unidos, sin importar que los inquilinos de la Casa Blanca sean demócratas o republicanos.SaludosPS hoy un querido amigo me recordó algo que se me estaba pasando: “Hay motivos para desconfiar, tal vez recuerdes el conveniente, por no decir oportunista, giro de su discurso antiárabe cuando se reunión con el poderoso lobby judío.”

    Like

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s